Redes Sociales:

Redes Sociales:

NOTICIAS / AGENDA / CRONICAS / ENTREVISTAS / RESEÑAS / ESPECIALES / CONTACTO
Asagraum en Murcia: “Sinfonías blasfemas se adueñaron de Murcia”

Asagraum en Murcia: “Sinfonías blasfemas se adueñaron de Murcia”

En principio un miércoles no era el día idóneo para montar un show de metal extremo y en concreto de black metal, pero esto muchas veces no depende de las […]

Harp Twins en Barcelona: “Estoy viendo doble”

Harp Twins en Barcelona: “Estoy viendo doble”

En ocasiones, este oficio nos arrastra a rincones que ni en nuestros sueños más estrafalarios habríamos imaginado. Tras sumergirme en las fauces de Track To Hell durante un par de […]

Metal-Argento Fest: “Calor y miedo nunca tuvimos”

Metal-Argento Fest: “Calor y miedo nunca tuvimos”

Las épocas de principio de año son las más complicadas para lo que a fechas de metal respecta, tenemos pocas ofertas para deleitar los oídos y la vista y a […]

Persefone en Barcelona: “Idioma progresivo”

Persefone en Barcelona: “Idioma progresivo”

Después de dar unas vueltas por Poble Nou en horario vespertino antes que caiga el sol concretamos una cita con el death, metal y el progresivo.  Los primeros en presentarse […]

Lorihen en Buenos Aires: “Magia Eterna”

Lorihen en Buenos Aires: “Magia Eterna”

Fotografía portada: Leticia Villalba En el marco del Metalum Deluxe Festival nos acercamos a El Teatrito, para presenciar una noche a puro metal del bueno, con la gente de Lörihen a […]

Asagraum en Barcelona: “Invocando la Oscuridad”

Asagraum en Barcelona: “Invocando la Oscuridad”

La oscuridad invocada se materializó el pasado viernes 16 de febrero en la Sala Upload de Barcelona, donde el “Invoking Darkness Across Spain Tour” se erigió como una ceremonia de […]

Thrice en Barcelona: “Una velada Emo-cionante”

Thrice en Barcelona: “Una velada Emo-cionante”

Nos acercamos a la Sala Apolo, ese santuario del desenfreno sonoro, junto al equipo de Track to Hell, ansiosos por capturar la esencia de uno de los conciertos más impactantes […]

Hamlet en Barcelona: “Pasan los años, y todo sigue igual”

Hamlet en Barcelona: “Pasan los años, y todo sigue igual”

Los gigantes madrileños Hamlet vuelven por las tierras del antiguo Condado de Barcelona, esta vez aterrizando en la Sala Salamandra para darnos a todos nosotros una buena dosis de nostalgia, […]

Rise To Fall en Tarragona: “Desafiando a los dioses”

Rise To Fall en Tarragona: “Desafiando a los dioses”

Este pasado viernes, cayó la noche con más oscuridad e incertidumbre de lo normal, situándonos en la baja Tarragona para adentrarnos en la Sala Zero. Ahí nos esperaban tres de […]

Sirenia en Madrid: “El lado más salvaje”

Sirenia en Madrid: “El lado más salvaje”

El pasado viernes 08 de febrero me dirigí bajo la lluvia de Madrid al concierto de Sirenia teloneados por Against Myself. La sala The Bassement Club como lugar de encuentro, […]


Combichrist en Barcelona “Contra toda adversidad”
thumb image


Hay veces que lo de tener tanta oferta musical en una ciudad el mismo día acaba pasando factura y uno hasta se puede agobiar si se ve en la encrucijada de tener que elegir a que evento asistir.

Esto viene a cuento de lo acontecido con la última visita de los industriales Combichrist a quienes les tocó bailar con la más fea, ya que buena parte del público alternativo se encontraba reventado el concierto que Soen daban a la misma hora, pero en otra sala de la ciudad, si le sumamos que hace poquitos días habían estado Riverside por allí, pues el dinero no llueve del cielo y a veces hay que sacrificar unos shows para ir a otros.

Cierto es también que el público de Soen o Riverside, no necesariamente tiene que ser el de Combichrist, así que la sala Salamandra, aunque no llena sí que junto a gran parte del aforo para disfrutar de otra gran noche industrial a cargo de dos de sus máximos exponentes.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: TRACK TO HELL / Deathstars presentarán su nuevo disco en otoño

Lamentablemente la tarde no empezó de la forma más apetecible y es que Janosch Moldau no logró captar la atención del público allí presente y es que su estilo alternativo y particular, poco tenía que ver con el de los dos protagonistas de la noche, lo que hizo que su actuación no solo pasase sin pena ni gloria, sino que además se hiciera un pelín sosa y larga. Otra vez será, pero este no era su público ni esta fue su noche.

Por suerte los siguientes invitados sí que cautivaron al público de la ciudad condal y es que no miento si digo, que había muchísima gente que había comprado su entrada para ver el debut en España de Megaherz, banda pionera del industrial y el neue deusche härte y ellos no sólo no defraudaron si no que acabaron enamorando del todo a los allí presentes.

En un extenso set, la banda repaso lo mejorcito de su carrera y a pesar de no contar con su frontman original (Alexx Wesselsky), poco pareció importarles a los fans de la banda ya que Lex Wohnhaas ha sabido suplir con notable alto esta posición al frente de la banda teutona.

Con un sonido bastante decente y limpio, Megaherz desplegaron durante más de 50 minutos su artillería pesada, regalándonos bombazos como “Horrorclown”, “Amnesie” o “Rabenherz”, tema que marcó casi el ecuador de su actuación.

Para final no podían dejarse joyitas y fue memorable ver al piano la interpretación de “Für Immer” y ese triplete de infarto, que dejó extasiado al público: “Mitstück”, “Jagdzeit” y “Himmelstürmmer”, con el que se despidieron y prometieron volver lo antes posible a nuestro país y ojalá sea así porque esta banda no sólo estuvo a la altura de su estatus si no que casi casi le roba el título de vencedores de la noche a los propios Combichrist.

Con Combichrist lo que ocurrió fue que basicamente no hubo factor sorpresa, ni había pasado tanto tiempo desde su última visita a nuestro país, quizás por eso no me sorprendieron tanto como el año pasado cuando les vi en Madrid junto a Mimi Barks, donde si reventaron la sala Shoko Live y pusieron a todo el público a bailar desde el minuto cero.

Esta noche en Barcelona, también fue así, pero no dejo de invadirme una sensación de “Deja Vu”, ya que todos los trucos usados ya los había visto un año antes.

Pese a todo el set fue impecable, cargado de himnos como “Scarred”, “Maggots at the Party”, la fantástica y brutal “Denial”, que siempre suena hasta más potente que en audio, un juego de luces bestial y un Andy LaPlegua desatado y cantando tan bien como en su última visita por estos lares.

El público seguramente no se debe haber percatado en que vió el mismo show de Combichrist en apenas 15 meses, ya que su entrega fue total y absoluta, aunque no lograron llenar los cimientos de la Sala Salamandra, cosa que, si paso el año pasado, de ahí lo que antes os decía de “Deja Vu musical”.

Por supuesto de estos detalles te olvidas cuando los primeros compases de “Fuck that Shit” comienzan a invadir la pista y aquello se convierte en una olla a presión con todo el mundo saltando y cantando sin poner los pies en el suelo.

Y si encima la empalmas con “Hate Like Me”, tienes la diana asegurada y es que eso ha sido el fuerte de Combichrist durante toda su carrera, hacer discos sólidos y contar con al menos dos o tres himnos en cada uno de ellos.

Para el final se dejaron quizás sus dos mayores “Hits” como son la inmensa “Not My Enemy”, coreada por todos los allí presentes y que siempre es genial volver a escuchar en directo y una “Never Surrender”, que da igual cuantas veces la hayas escuchado en concierto, siempre suena a gloria y lo bien que Andy la canta hace que te guste aún más.

No puedo decir que el show haya sido una sorpresa respecto a su anterior visita, pero si confirmar el gran estado de forma en el que se encuentran Combichrist en este momento y que ojalá dure muchos años más, porque en lo suyo son una máquina imparable.

 


Galería de Fotos:

 

 

 

 

 

 

Etiquetas: , , , , , ,

Combichrist en Barcelona “Contra toda adversidad”
thumb image


Hay veces que lo de tener tanta oferta musical en una ciudad el mismo día acaba pasando factura y uno hasta se puede agobiar si se ve en la encrucijada de tener que elegir a que evento asistir.

Esto viene a cuento de lo acontecido con la última visita de los industriales Combichrist a quienes les tocó bailar con la más fea, ya que buena parte del público alternativo se encontraba reventado el concierto que Soen daban a la misma hora, pero en otra sala de la ciudad, si le sumamos que hace poquitos días habían estado Riverside por allí, pues el dinero no llueve del cielo y a veces hay que sacrificar unos shows para ir a otros.

Cierto es también que el público de Soen o Riverside, no necesariamente tiene que ser el de Combichrist, así que la sala Salamandra, aunque no llena sí que junto a gran parte del aforo para disfrutar de otra gran noche industrial a cargo de dos de sus máximos exponentes.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: TRACK TO HELL / Deathstars presentarán su nuevo disco en otoño

Lamentablemente la tarde no empezó de la forma más apetecible y es que Janosch Moldau no logró captar la atención del público allí presente y es que su estilo alternativo y particular, poco tenía que ver con el de los dos protagonistas de la noche, lo que hizo que su actuación no solo pasase sin pena ni gloria, sino que además se hiciera un pelín sosa y larga. Otra vez será, pero este no era su público ni esta fue su noche.

Por suerte los siguientes invitados sí que cautivaron al público de la ciudad condal y es que no miento si digo, que había muchísima gente que había comprado su entrada para ver el debut en España de Megaherz, banda pionera del industrial y el neue deusche härte y ellos no sólo no defraudaron si no que acabaron enamorando del todo a los allí presentes.

En un extenso set, la banda repaso lo mejorcito de su carrera y a pesar de no contar con su frontman original (Alexx Wesselsky), poco pareció importarles a los fans de la banda ya que Lex Wohnhaas ha sabido suplir con notable alto esta posición al frente de la banda teutona.

Con un sonido bastante decente y limpio, Megaherz desplegaron durante más de 50 minutos su artillería pesada, regalándonos bombazos como “Horrorclown”, “Amnesie” o “Rabenherz”, tema que marcó casi el ecuador de su actuación.

Para final no podían dejarse joyitas y fue memorable ver al piano la interpretación de “Für Immer” y ese triplete de infarto, que dejó extasiado al público: “Mitstück”, “Jagdzeit” y “Himmelstürmmer”, con el que se despidieron y prometieron volver lo antes posible a nuestro país y ojalá sea así porque esta banda no sólo estuvo a la altura de su estatus si no que casi casi le roba el título de vencedores de la noche a los propios Combichrist.

Con Combichrist lo que ocurrió fue que basicamente no hubo factor sorpresa, ni había pasado tanto tiempo desde su última visita a nuestro país, quizás por eso no me sorprendieron tanto como el año pasado cuando les vi en Madrid junto a Mimi Barks, donde si reventaron la sala Shoko Live y pusieron a todo el público a bailar desde el minuto cero.

Esta noche en Barcelona, también fue así, pero no dejo de invadirme una sensación de “Deja Vu”, ya que todos los trucos usados ya los había visto un año antes.

Pese a todo el set fue impecable, cargado de himnos como “Scarred”, “Maggots at the Party”, la fantástica y brutal “Denial”, que siempre suena hasta más potente que en audio, un juego de luces bestial y un Andy LaPlegua desatado y cantando tan bien como en su última visita por estos lares.

El público seguramente no se debe haber percatado en que vió el mismo show de Combichrist en apenas 15 meses, ya que su entrega fue total y absoluta, aunque no lograron llenar los cimientos de la Sala Salamandra, cosa que, si paso el año pasado, de ahí lo que antes os decía de “Deja Vu musical”.

Por supuesto de estos detalles te olvidas cuando los primeros compases de “Fuck that Shit” comienzan a invadir la pista y aquello se convierte en una olla a presión con todo el mundo saltando y cantando sin poner los pies en el suelo.

Y si encima la empalmas con “Hate Like Me”, tienes la diana asegurada y es que eso ha sido el fuerte de Combichrist durante toda su carrera, hacer discos sólidos y contar con al menos dos o tres himnos en cada uno de ellos.

Para el final se dejaron quizás sus dos mayores “Hits” como son la inmensa “Not My Enemy”, coreada por todos los allí presentes y que siempre es genial volver a escuchar en directo y una “Never Surrender”, que da igual cuantas veces la hayas escuchado en concierto, siempre suena a gloria y lo bien que Andy la canta hace que te guste aún más.

No puedo decir que el show haya sido una sorpresa respecto a su anterior visita, pero si confirmar el gran estado de forma en el que se encuentran Combichrist en este momento y que ojalá dure muchos años más, porque en lo suyo son una máquina imparable.

 


Galería de Fotos:

 

 

 

 

 

 

Etiquetas: , , , , , ,

thumb image
Honeymoon Suite
Alive (2024)
thumb image
Project Arcadia
Of Sins And Other Tales (2024)
thumb image
Becoming A.D.
Shedding Skin (2024)
thumb image
Chelsea Wolfe
She Reaches Out To She Reaches Out To She (2024)




 



thumb image
Honeymoon Suite
Alive (2024)
thumb image
Project Arcadia
Of Sins And Other Tales (2024)
thumb image
Becoming A.D.
Shedding Skin (2024)
thumb image
Chelsea Wolfe
She Reaches Out To She Reaches Out To She (2024)