Redes Sociales:

Redes Sociales:

NOTICIAS / AGENDA / CRONICAS / ENTREVISTAS / RESEÑAS / ESPECIALES / CONTACTO
Koma en Madrid: “Potencia y conquista”

Koma en Madrid: “Potencia y conquista”

Madrid, 26 de mayo de 2024, la legendaria banda de rock y metal Koma demostró anoche que sigue en plena forma con un concierto vibrante y lleno de energía en […]

Festival TocadaK en Buenos Aires: “Ecos de los dorados años noventa”

Festival TocadaK en Buenos Aires: “Ecos de los dorados años noventa”

En una jornada patria y de frío polar, con anuncios de posibles nevadas en la ciudad de Buenos Aires, nos acercamos a lo que fue el TocadaK Fest, donde grandes […]

Gorka Urbizu en Barcelona: “Por un eterno renacer”

Gorka Urbizu en Barcelona: “Por un eterno renacer”

En noviembre del 2019, en Iruña/Pamplona ante once mil seguidores, Gorka Urbizu daba por finiquitados veinticinco años al frente de Berri Txarrak, durante los que disco a disco, o gira […]

Leo Jiménez en Barcelona: “Sinfonía galáctica”

Leo Jiménez en Barcelona: “Sinfonía galáctica”

En una noche que podría haber sido diseñada por un caprichoso director de cine, la sala Razzmatazz 2 estaba a reventar. El 25 de mayo, Leo Jiménez y su séquito […]

Vended en Madrid: “Juventud, Divino Tesoro”

Vended en Madrid: “Juventud, Divino Tesoro”

El pasado sábado recibimos por primera vez en Madrid a los norteamericanos Vended, quienes liderados por Griffin Taylor y Simon Crahan (Os suenan los apellidos verdad?), llegaban a la capital […]

NOFX en Madrid: “Fiesta de nostalgia”

NOFX en Madrid: “Fiesta de nostalgia”

El Wizink Center se llenó de punkys el pasado 14 de mayo para despedir a NOFX de los escenarios. La banda de California presentaba su gira final: 40 años, 40 […]

Grima en Madrid: “Desde la fría Siberia”

Grima en Madrid: “Desde la fría Siberia”

La noche del miércoles 15 de mayo, Madrid fue testigo de una experiencia musical única con la presentación de la banda siberiana de Black Metal atmosférico, Grima. El ambiente estaba […]

Alerta Fest Barcelona 2024: “Martillos, Rejas y Orgullo de clase”

Alerta Fest Barcelona 2024: “Martillos, Rejas y Orgullo de clase”

Desde su vuelta a los escenarios en 2022 con un doble lleno en Razzmatazz, Inadaptats, tan solo han actuado en Salt, y en 2023 el festival musical El Tingladu de […]

Vended en Barcelona: “La magia del apellido”

Vended en Barcelona: “La magia del apellido”

El 17 de mayo, en una Razzmatazz 2 que no lograba llenarse ni a la mitad, nos encontramos con un concierto de esos que hacen preguntarte si la fama viene […]

Circle Jerks en Barcelona: “Salvajada punk”

Circle Jerks en Barcelona: “Salvajada punk”

La noche se vio opacada por la caída del cartel de los locales Subterranean, que no tocaron por problemas de salud de uno de sus integrantes, Ravales jugó con la cancha libre […]


Alexisonfire en Buenos Aires: “Una visita emotiva”
thumb image

¿Se dio demasiado tarde la primera visita de Alexisonfire a la Argentina? Ese era el consenso que rondaba en los alrededores del Teatro Flores el 27 de marzo, a pocas horas de poder disfrutar la primera presentación de los canadienses en nuestro país, y pruebas no faltaban: este es un lugar donde se presentan algunas de las bandas más importantes y había una concurrencia de veinteañeros y treintañeros muy nutrida, pero era difícil imaginarse lo que hubiera sido década y media atrás, cuando la movida emo en el mainstream estaba en su máximo punto de popularidad en el mainstream. No creo que los oriundos de Ontario hubieran podido hacer algo a la altura de My Chemical Romance grabando un álbum en vivo en el Palacio de los Deportes de México, ¿pero qué tal aunque fuera un Luna Park? No habría que descartarlo.

Crédito: Joy Cruceño. Cortesía de Expreso Rock

A poco de pasadas las 20.00 y con un teatro a medio llenar, los teloneros Hércules Vigila salieron a escena para ir calentando los motores. Ser el único telonero de un grupo importante es algo que le destruiría los nervios a cualquiera, algo que este cuarteto del Gran Buenos Aires fue rápido para hacer bromas al respecto. Pero lo importante es la música, y eso fue algo que se pudo apreciar mientras repasaban canciones de su corta pero valiosa discografía, mechando tracks viejos como “El Fin De” y “Gracias por el Mundo” con otras más recientemente estrenadas como “Indiana” y “Estamos Bien”. No sé si HV se lleguen a definir como una banda emo, pero ciertamente son extremadamente habilidosos para crear esas melodías ultra nostálgicas tan características del estilo, tan nostálgicas como el mismo nombre del grupo.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: Machine Gun Kelly – Mainstream Sellout (2022)

Crédito: Joy Cruceño. Cortesía de Expreso Rock

Ya que hablamos antes de cómo hubieran sido las cosas si Alexisonfire hubieran venido en el 2007, fueron los mismos HV los que dijeron que las cosas habrían sido bastante diferentes, pero que por esa época ellos ni siquiera existían. Pero sí había una banda que existía y que podría haber sido telonera, como bien señalaron antes de invitar a Sergio “Otaku” Grossi, cantante de Las Armas (una de las más grandes bandas del emo argentino) para un cover de “En Busca de la Furia Perdida”, que cerró su presentación en uno de los puntos más altos, dejando a todos satisfechos y ya preparados para el plato principal de la noche.

La espera no se alargó tanto como uno hubiera esperado, y con una intro “atmosférica” de por medio, durante la cual apareció el “cráneo corazón” que funge como logo de la banda, el quinteto salió al escenario entre ovaciones del público, sin desperdiciar un segundo para arrancar con “Drunks, Lovers, Sinners and Saints”. El medio del Teatro Flores estalló en un remolino de pogo y mosh, algo que se intensificó cuando completaron un doblete del álbum Crisis con “Boiled Frogs”. La intensidad entre el público se veía replicada arriba del escenario, sobre todo en las figuras del cantante George Pettit, quien recorría todo el escenario mientras se desgarraba las cuerdas vocales en cada grito, y el bajista Chris Steele, quien hacía lo mismo con el agregado de andar mostrando los miles de tatuajes en su torso desnudo.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: Soen en Buenos Aires: “Jugando de local”

Crédito: Joy Cruceño. Cortesía de Expreso Rock

“Old Crows” continuó la fiesta, con una gran cantidad de gente ignorando la valla de seguridad del escenario ya sea saltándola o siendo llevados por el público. El resto del público acompañaba a los gritos el canto de “We’re not the kids we used to be!”. Y es verdad que ya no son los chicos que solían ser, pero siempre se puede ser un chico en el interior, ¿no? Y para recordarnos esto apareció la esperadísima “.44 Caliber Love Letter”, directo de su debut, una canción tan melodramática que sólo un adolescente la podría haber compuesto y uno de los grandes himnos de Alexisonfire, que los fans cantaron a todo pulmón junto a un Pettit prendido fuego en las voces.

“Mailbox Arson” y “Rough Hands” fue otro doblete de Crisis, que precedió al debut de “Sweet Dreams of Otherness”, canción de su futuro quinto álbum de junio próximo. Claramente no tuvo el mismo recibimiento que las anteriores, no sólo por su novedad sino también por el cambio en el sonido: un track más lento y denso, por momentos bordeando un stoner rock gritado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: Los Rucos de la Terraza en Guadalajara: “Show, concierto y ritual”

Fue después de esto que el guitarrista Wade MacNeil dirigió las primeras palabras de la noche de parte de la banda, señalando la locura y el entusiasmo de los fans y disculpándose en nombre de Alexisonfire por haber tardado tanto en visitar nuestro país. Siguieron inmediatamente con “We Are The Sound”, otra que fue coreada por el público como un hit eterno, y la misma “Crisis”, un track sobre morir congelado al que le mecharon “Sad Days, Lonely Nights” del bluesero Junior Kimbrough. Seguida de la densa “The Northern”, se cerró la primera mitad del recital.

Crédito: Joy Cruceño. Cortesía de Expreso Rock

“¡Yooooo… soy de Alexis!” coreaba la gente, algo que Pettit aprovechó para hacer algo de demagogia y volver a señalar el fanatismo del público. Continuaron con la siguiente en la lista: “Familiar Drugs”, que al igual que “Sweet Dreams…” estará en su nuevo álbum, y que también marca un cambio a una dirección más densa y rockera en su estilo, sonando a veces como el Mastodon de los últimos discos. Considerando que los fans ya tuvieron tres años para digerirlo, fue acogida de manera más entusiasta que la canción nueva anterior, para después seguir con “To A Friend”, otra esperada y coreada.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: Heresy Fest en The Other Place: Metal en todas sus formas

“Water Wings (And Other Poolside Fashion Faux Pas)” fue otra elegida de aquel violento álbum debut, con los guitarristas Dallas Green y Wade MacNeil sacándole chispas a las cuerdas, mientras el baterista Jordan Hastings destrozaba su batería a repiqueteos y golpes. Siguieron con tres canciones de tres álbumes diferentes, como para ir cerrando sin que ninguno se quede afuera: “Accidents” de Watch Out!, “Dog’s Blood” del EP homónimo, y “Young Cardinals” de Old Crows/Young Cardinals, que tuvo a Chris Steele subido a uno de los retornos y acompañando las palmas de los espectadores.. Con este triplete Alexisonfire dieron por finalizada la sección principal de su presentación en el Teatro Flores.

Crédito: Joy Cruceño. Cortesía de Expreso Rock

El quinteto se retiró al backstage, dejando que la gente clamara por su regreso. ¿Por qué las bandas siguen haciendo esto? ¿Para ir al baño? Vaya uno a saber, pero no pasó mucho tiempo para que la banda volviera al escenario, con George Pettit agradeciendo a la gente no sólo del Teatro Flores, sino también de toda Sudamérica. Con la gente comenzando a poguear antes incluso de que arrancara el riff principal de “Pulmonary Archery” de su debut del 2002, a la que siguieron con “This Could Be Anywhere in the World” y la final “Happiness by the Kilowatt” de Watch Out!, que cerraron mechándole otro cover: “When Doves Cry” de Prince, con Wade MacNeil encargándose del micrófono con sus voces limpias. Y fue así, entre abrazos y agradecimientos, que se terminó la tan esperada presentación de Alexisonfire en Argentina.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: Sentinel y Domination en The Other Place: “La revancha del metal porteño”

Volviendo a nuestra pregunta al principio, ¿se tardaron demasiado estos canadienses en visitarnos? Está claro que la convocatoria habría sido más grande en la época de mayor popularidad de la banda, en la época de los blogs de música y cuando no era común subir videos musicales a Youtube. En lo personal creo que sí se tardaron mucho, pero no creo que hayan llegado “demasiado tarde”: seguramente muchos habrían querido verlos cuando eran más jóvenes, cuando estaban en su época de secundaria o incluso primaria, pero estando ahora más grandes y más experimentados (y más viejos, ya que está) todavía es posible disfrutar de la música. Y si Alexisonfire pueden dar un recital con la misma energía y contundencia que cuando tenían 20 años, ¿por qué no podríamos disfrutarlo de la misma manera?

Etiquetas: , , , , , , ,

Alexisonfire en Buenos Aires: “Una visita emotiva”
thumb image

¿Se dio demasiado tarde la primera visita de Alexisonfire a la Argentina? Ese era el consenso que rondaba en los alrededores del Teatro Flores el 27 de marzo, a pocas horas de poder disfrutar la primera presentación de los canadienses en nuestro país, y pruebas no faltaban: este es un lugar donde se presentan algunas de las bandas más importantes y había una concurrencia de veinteañeros y treintañeros muy nutrida, pero era difícil imaginarse lo que hubiera sido década y media atrás, cuando la movida emo en el mainstream estaba en su máximo punto de popularidad en el mainstream. No creo que los oriundos de Ontario hubieran podido hacer algo a la altura de My Chemical Romance grabando un álbum en vivo en el Palacio de los Deportes de México, ¿pero qué tal aunque fuera un Luna Park? No habría que descartarlo.

Crédito: Joy Cruceño. Cortesía de Expreso Rock

A poco de pasadas las 20.00 y con un teatro a medio llenar, los teloneros Hércules Vigila salieron a escena para ir calentando los motores. Ser el único telonero de un grupo importante es algo que le destruiría los nervios a cualquiera, algo que este cuarteto del Gran Buenos Aires fue rápido para hacer bromas al respecto. Pero lo importante es la música, y eso fue algo que se pudo apreciar mientras repasaban canciones de su corta pero valiosa discografía, mechando tracks viejos como “El Fin De” y “Gracias por el Mundo” con otras más recientemente estrenadas como “Indiana” y “Estamos Bien”. No sé si HV se lleguen a definir como una banda emo, pero ciertamente son extremadamente habilidosos para crear esas melodías ultra nostálgicas tan características del estilo, tan nostálgicas como el mismo nombre del grupo.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: Machine Gun Kelly – Mainstream Sellout (2022)

Crédito: Joy Cruceño. Cortesía de Expreso Rock

Ya que hablamos antes de cómo hubieran sido las cosas si Alexisonfire hubieran venido en el 2007, fueron los mismos HV los que dijeron que las cosas habrían sido bastante diferentes, pero que por esa época ellos ni siquiera existían. Pero sí había una banda que existía y que podría haber sido telonera, como bien señalaron antes de invitar a Sergio “Otaku” Grossi, cantante de Las Armas (una de las más grandes bandas del emo argentino) para un cover de “En Busca de la Furia Perdida”, que cerró su presentación en uno de los puntos más altos, dejando a todos satisfechos y ya preparados para el plato principal de la noche.

La espera no se alargó tanto como uno hubiera esperado, y con una intro “atmosférica” de por medio, durante la cual apareció el “cráneo corazón” que funge como logo de la banda, el quinteto salió al escenario entre ovaciones del público, sin desperdiciar un segundo para arrancar con “Drunks, Lovers, Sinners and Saints”. El medio del Teatro Flores estalló en un remolino de pogo y mosh, algo que se intensificó cuando completaron un doblete del álbum Crisis con “Boiled Frogs”. La intensidad entre el público se veía replicada arriba del escenario, sobre todo en las figuras del cantante George Pettit, quien recorría todo el escenario mientras se desgarraba las cuerdas vocales en cada grito, y el bajista Chris Steele, quien hacía lo mismo con el agregado de andar mostrando los miles de tatuajes en su torso desnudo.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: Soen en Buenos Aires: “Jugando de local”

Crédito: Joy Cruceño. Cortesía de Expreso Rock

“Old Crows” continuó la fiesta, con una gran cantidad de gente ignorando la valla de seguridad del escenario ya sea saltándola o siendo llevados por el público. El resto del público acompañaba a los gritos el canto de “We’re not the kids we used to be!”. Y es verdad que ya no son los chicos que solían ser, pero siempre se puede ser un chico en el interior, ¿no? Y para recordarnos esto apareció la esperadísima “.44 Caliber Love Letter”, directo de su debut, una canción tan melodramática que sólo un adolescente la podría haber compuesto y uno de los grandes himnos de Alexisonfire, que los fans cantaron a todo pulmón junto a un Pettit prendido fuego en las voces.

“Mailbox Arson” y “Rough Hands” fue otro doblete de Crisis, que precedió al debut de “Sweet Dreams of Otherness”, canción de su futuro quinto álbum de junio próximo. Claramente no tuvo el mismo recibimiento que las anteriores, no sólo por su novedad sino también por el cambio en el sonido: un track más lento y denso, por momentos bordeando un stoner rock gritado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: Los Rucos de la Terraza en Guadalajara: “Show, concierto y ritual”

Fue después de esto que el guitarrista Wade MacNeil dirigió las primeras palabras de la noche de parte de la banda, señalando la locura y el entusiasmo de los fans y disculpándose en nombre de Alexisonfire por haber tardado tanto en visitar nuestro país. Siguieron inmediatamente con “We Are The Sound”, otra que fue coreada por el público como un hit eterno, y la misma “Crisis”, un track sobre morir congelado al que le mecharon “Sad Days, Lonely Nights” del bluesero Junior Kimbrough. Seguida de la densa “The Northern”, se cerró la primera mitad del recital.

Crédito: Joy Cruceño. Cortesía de Expreso Rock

“¡Yooooo… soy de Alexis!” coreaba la gente, algo que Pettit aprovechó para hacer algo de demagogia y volver a señalar el fanatismo del público. Continuaron con la siguiente en la lista: “Familiar Drugs”, que al igual que “Sweet Dreams…” estará en su nuevo álbum, y que también marca un cambio a una dirección más densa y rockera en su estilo, sonando a veces como el Mastodon de los últimos discos. Considerando que los fans ya tuvieron tres años para digerirlo, fue acogida de manera más entusiasta que la canción nueva anterior, para después seguir con “To A Friend”, otra esperada y coreada.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: Heresy Fest en The Other Place: Metal en todas sus formas

“Water Wings (And Other Poolside Fashion Faux Pas)” fue otra elegida de aquel violento álbum debut, con los guitarristas Dallas Green y Wade MacNeil sacándole chispas a las cuerdas, mientras el baterista Jordan Hastings destrozaba su batería a repiqueteos y golpes. Siguieron con tres canciones de tres álbumes diferentes, como para ir cerrando sin que ninguno se quede afuera: “Accidents” de Watch Out!, “Dog’s Blood” del EP homónimo, y “Young Cardinals” de Old Crows/Young Cardinals, que tuvo a Chris Steele subido a uno de los retornos y acompañando las palmas de los espectadores.. Con este triplete Alexisonfire dieron por finalizada la sección principal de su presentación en el Teatro Flores.

Crédito: Joy Cruceño. Cortesía de Expreso Rock

El quinteto se retiró al backstage, dejando que la gente clamara por su regreso. ¿Por qué las bandas siguen haciendo esto? ¿Para ir al baño? Vaya uno a saber, pero no pasó mucho tiempo para que la banda volviera al escenario, con George Pettit agradeciendo a la gente no sólo del Teatro Flores, sino también de toda Sudamérica. Con la gente comenzando a poguear antes incluso de que arrancara el riff principal de “Pulmonary Archery” de su debut del 2002, a la que siguieron con “This Could Be Anywhere in the World” y la final “Happiness by the Kilowatt” de Watch Out!, que cerraron mechándole otro cover: “When Doves Cry” de Prince, con Wade MacNeil encargándose del micrófono con sus voces limpias. Y fue así, entre abrazos y agradecimientos, que se terminó la tan esperada presentación de Alexisonfire en Argentina.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: Sentinel y Domination en The Other Place: “La revancha del metal porteño”

Volviendo a nuestra pregunta al principio, ¿se tardaron demasiado estos canadienses en visitarnos? Está claro que la convocatoria habría sido más grande en la época de mayor popularidad de la banda, en la época de los blogs de música y cuando no era común subir videos musicales a Youtube. En lo personal creo que sí se tardaron mucho, pero no creo que hayan llegado “demasiado tarde”: seguramente muchos habrían querido verlos cuando eran más jóvenes, cuando estaban en su época de secundaria o incluso primaria, pero estando ahora más grandes y más experimentados (y más viejos, ya que está) todavía es posible disfrutar de la música. Y si Alexisonfire pueden dar un recital con la misma energía y contundencia que cuando tenían 20 años, ¿por qué no podríamos disfrutarlo de la misma manera?

Etiquetas: , , , , , , ,

thumb image
Kerry King
From Hell I Rise (2024)
thumb image
Barbarian Swords
Fetid (2024)
thumb image
Night Shall Drape Us
Lunatic Choir (2024)
thumb image
Riot V
Mean Streets (2024)


 



thumb image
Kerry King
From Hell I Rise (2024)
thumb image
Barbarian Swords
Fetid (2024)
thumb image
Night Shall Drape Us
Lunatic Choir (2024)
thumb image
Riot V
Mean Streets (2024)